join.booking.com

Ruta romantica de Alemania, ¿Por dónde empezar?

Al pensar en Alemania es imposible no imaginar a las personas con ropa de cuero y tirantes, además de la típica cerveza bien fría, así que es natural que cuando planificamos nuestras vacaciones en parejas queramos recorrer la Ruta romántica de Alemania.

El punto es ¿por dónde empezar? Bueno, en esta oportunidad te daremos esta respuesta y algunos consejos y recomendaciones para que pases un momento único.

Ruta romántica de Alemania

Booking.com

¿Qué es la Ruta Romántica de Alemania?

Es un recorrido que se inicia en una ciudad repleta de historia llamada Würzburg y que termina en Füssen, justo en el castillo que inspiraría a Walt Disney.

Así que sí, es un recorrido que además de romántico te va a sumergir en la época medieval alemana. Ahora, como dato curioso, debes saber que el nombre de “Ruta Romántica de Alemania” surge en los años 50, luego de la Segunda Guerra Mundial con el objetivo de atraer a los turistas y dar una imagen de una Alemania amistosa y romántica.

En pocas palabras, alejar la idea de los Nazis y de los escombros en los que había quedado la ciudad. Y no sólo lo logró, sino que se consagró como la ruta más importante y popular del país, con millones de visitas por año.

Ruta romántica de Alemania

Primera parada: Würzburg

Si vienes del extranjero o de algún estado de Alemania lo primero es llegar al aeropuerto de Frankfurt y alquilar un auto, pues deberemos recorrer casi 120 kilómetros para poder alcanzar el punto de inicio de la ruta.

Es decir, llegar Würzburg, que es una ciudad universitaria e histórica que combina a la perfección lo moderno y antiguo. Además, te damos el dato: ¡las cadenas de comida rápida están en cada esquina! Y no hablemos de las más famosas marcas de ropa.

Así que podrás comer antes de seguir adelante. Pero si llegas con días de anticipación descubrirás la fortaleza de Marienberg que se construyó en 1200 y que podrás recorrer su base de forma gratuita.

También podrás visitar su iglesia o dirigirte al museo regional Mainfränkisches ¡por tan sólo 4 euros! Por último, no debes olvidar recorrer la Residencia y los Jardines de la Corte, que te dejarán con la boca abierta con su gigantesca plantación de rosas, al que podrás entrar de forma gratuita.

¿Aún tienes tiempo? ve hasta el Alte Mainbrücke y disfruta de una copa de vino local, que es blanco y dulce de los viñedos franconianos.

Segunda parada: Tauberbischofsheim

Es un pueblito vitivinícola que está ubicado nada menos que en el valle del río llamado Tauber. Lo que te invitará a quedarte es su impresionante plaza central, que está hecha para el turismo y se denomina Ayuntamiento Neogótico. Lo más particular es que se haya rodeada de puras casas con entramados de maderas.

Es considerada la parada del turismo gourmet de toda la Ruta Romántica de Alemania, ya que la especialidad del pueblo son las tabernas y las viñerías, de hecho, las visitas grupales hacen de la salida en pareja algo único.

Incluso hay un viñedo municipal llamado Edelberg que ofrece un paseo de una hora y una degustación en nada menos que el castillo Kurmainzisches Schloss.

Tercera parada: Bad Mergentheim

Es un pueblo para recuperar las energías, ya que es famoso por sus servicios de belleza y fitness. Los baños curativos son asombrosos, incluso estos están totalmente señalizados para realizar recorridos en bicicletas o a pie.

Por último, cuenta con un parque de estilo inglés que tiene un jardín japonés que debes ver.

Cuarta parada:  Rothenburg ob der Tauber

Es un punto importante de la Ruta Romántica de Alemania ya que es una ciudad totalmente medieval, con grandes murallas. Aquí no puedes dejar de ver sus museos: el de Títeres y Juguetes (por 4 euros), el de Navidad (4 euros) y el tenebroso museo del Crimen (5 euros).

Y si quieres algo más, no olvides ir al Pasillo de los Guardianes, que es de 2.500 metros de largo.

Quinta parada:  Feuchtwangen

La mayor atracción de esta parada es el claustro realizado al más puro estilo románico que se ubica marktplatz. Este monasterio tiene un jardín donde en agosto se celebra un festival de teatro totalmente al aire libre ¡desde 1948! Lo más curioso, está abierto viernes y sábados hasta las 4 de madrugada.

Sexta parada:  Dinkelsbühl

Es una ciudad amurallada con dieciocho torres y más de tres puertas, cuyo casco histórico se recorre en carruaje y así apreciar sus callejuelas sinuosas y sus plazas muy adoquinadas. Pero si crees que es algo muy medieval, en medio de esta ciudad se haya el Museo de la Tercera Dimensión (10 euros), cuyas ilusiones ópticas prometen confundir a tus ojos.

Septima parada: Füssen

Aunque  hay otras paradas, tales son repetitivas en torno a las murallas y el aire medieval, mientras que Füssen ésta ubicada en las cercanías de los Alpes ofrece el castillo Neuschwanstein construido por el llamado Rey Loco (Luis II) y que inspiró los parques temáticos de Walt Disney.

Es tan famoso, que, para entrar, en temporada alta, puedes tardar hasta tres días en conseguir entradas.

Ahora que ya sabes por dónde empezar y terminar la Ruta Romántica de Alemania ¿qué estás esperando para decidirte a dar el paso con tu pareja? ¡será un viaje inolvidable!

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *